lunes, 26 de junio de 2017

La vida no vivida

"… Miró buscando comprensión en sus ojos, y la encontró. Ella dijo:
-La vida que no has vivido y llevas dentro quiere salir. Deberías escucharla.
-He estado escuchándola, creo que por eso estoy aquí. De hecho, empezaba a preguntarme si…
-¿Sí?
Dudó. La encantadora sonrisa de Enone brilló ante sus ojos, desvaneciéndose luego en la resplandeciente aura de la presencia de Afrodita.
-Lo que decías ahora mismo… ¿Crees que puede pasarme a mí?
-Quisiera pensar que sí, aunque… -dudó, echó hacia atrás un desordenado rizo de su cabello. Sonrió, sacudió la cabeza, miró a otro lado.
-Sigue.
Afrodita volvió a él sus ojos inquisitivos.
-¿Estás seguro de que quieres?
-Sí –volviendo a tragar saliva, le sostuvo la mirada-. Totalmente seguro.
La diosa pareció pensárselo más.
-Mira, estas cosas son siempre misteriosas. Es algo entre dos, ya sabes. No pasa con cualquiera. Tiene que haber un encuentro entre dos almas, almas que se reconozcan. Y cuando lo hacen, de pronto hay una asombrosa libertad del sentimiento y de los sentidos que… Bueno, pues que no encuentran en nadie más. Es la mayor experiencia de todas, y no todos la tienen –inclinándose, le dirigió otra sonrisa compungida-. Me temo, pues, que no es sólo cosa tuya.”

lunes, 19 de junio de 2017

"La Gloria Scott" de Arthur Conan Doyle (Sherlock Holmes, 1)

 
 
 
"—Tengo aquí unos papeles, Watson —dijo mi amigo Sherlock Holmes una noche de invierno en que nos encontrábamos sentados al lado de la chimenea—, que realmente me parece que valdría la pena que les echase una ojeada. Son los documentos del extraordinario caso del Gloria Scott, y este es el mensaje que dejó al juez Trevor muerto de terror cuando lo leyó.
Sacó de un cajón un pequeño cilindro, que había perdido el brillo, y, abriéndolo, me entregó una cuartilla de papel grisáceo en la cual estaba garabateado el siguiente mensaje: 
"La negociación de caza con Londres terminó. El guardabosques Hudson ha recibido lo necesario y ha pagado al contado moscas y todo lo que vuela. Es importante para que podamos salvar con cotos la tan codiciada vida de faisanes."
Cuando alcé la vista tras leer esta nota enigmática vi a Holmes riéndose de la expresión que mi rostro reflejaba.
—Le veo un poco desconcertado —dijo.
—No entiendo cómo un mensaje como este pudiera inspirar terror. Me parece grotesco más que otra cosa.
—Probablemente. Y sin embargo el hecho es que al lector, un hombre fornido y muy entero, le tiró de espaldas, como si del culatazo de una pistola se tratara.
—Despierta usted mi curiosidad —dije—. Pero, ¿por qué dijo hace un momento que había razones muy especiales para que estudiara este caso?
—Porque es el primero del que me ocupé.
A menudo había intentado que mi amigo me dijera qué era lo que le había encaminado hacia la investigación criminal, pero nunca antes le había encontrado en talante comunicativo para ello. Ahora se sentó en el borde de la butaca y extendió los documentos sobre las rodillas. Luego encendió la pipa y permaneció un rato fumando y dándole vueltas."
Así empieza la primera aventura de la vida de Sherlock Holmes. Fue publicado en el mes de abril de 1893 en el diario The Strand Magazine y, posteriormente, formó parte del libro titulado "Las memorias de Sherlock Holmes" (1894).
Una fría noche de invierno Holmes y Watson están sentados junto al fuego, fumando y charlando, cuando Holmes empieza a contarle al doctor cuál fue su primera investigación retrocediendo al año 1874, cuando apenas contaba con veinte años y estudiaba en la Universidad de Oxford.
Sherlock Holmes le habla en primera persona del aislamiento social en el que transcurría su vida estudiantil. No se relacionaba con nadie ni tenía ningún amigo hasta que un día, mientras caminaba hacia la iglesia, le mordió un perro. El dueño del perro, otro estudiante de Oxford llamado Víctor Trevor, se interesó por su salud y, durante el tiempo que duró la recuperación de las heridas sufridas, no dejó de visitarle ni un solo día. Al principio eran visitas de compromiso en las que se interesaba por su estado y poco más, pero, a medida que estas visitas se sucedían, las conversaciones que mantenían ambos compañeros eran cada vez más interesantes y, cuando Sherlock se restableció completamente, se había forjado una sólida amistad.

Durante el verano, Víctor invita a su nuevo amigo Sherlock a pasar un mes de vacaciones en su casa familiar y allí tiene oportunidad de conocer al padre de su amigo, el juez Trevor, y de sorprender a éste con su derroche de conocimientos deductivos.

Cuando un tiempo después el juez Trevor fallece repentinamente tras leer un, aparentemente, inocente mensaje, Víctor decide pedir ayuda a su amigo Holmes para resolver el misterio.

Con gran habilidad deductiva Sherlock Holmes descubrirá que el origen de todo lo sucedido está en los terribles hechos que acaecieron en la corbeta Gloria Scott tras zarpar desde el puerto de Falmouth rumbo a Australia en el año 1855.

Si queréis saber qué fue lo que ocurrió en la Gloria Scott tendréis que leer el relato ;)

lunes, 12 de junio de 2017

50 cosas sobre mí


Hoy, por ser un día muy especial, os voy a hablar de mí. No suelo hacerlo porque soy una persona muy reservada (1) pero, a veces, contar cosas sobre uno mismo nos hace bien y es necesario. No tengo grandes secretos ni nada que se le parezca pero a través de estas pequeñas cosas es donde se puede apreciar nuestra verdadera personalidad.
 
Así que allá os voy a contar cincuenta cosas sobre mí. Es un tag muy conocido. Espero que os guste.
 
Hoy es mi cumpleaños (2), por eso os he dicho al principio de esta entrada que es un día especial para mí.
 
¿Creéis en los horóscopos? ¿Pensáis que haber nacido en una determinada fecha marcará vuestra personalidad y os condicionará en vuestra trayectoria vital? ¿La posición que tenían los astros en el momento en que visteis la luz por primera vez hará que vuestra vida sea mejor o peor? Respeto todas las opiniones pero yo no creo en los horóscopos aunque, para los que sí creéis, os diré que soy géminis (3).
 
Me encanta la música (4), siempre estoy canturreando o bailoteando por ahí. Aunque tengo mis grupos y solistas favoritos no me cierro las puertas a escuchar otro tipo de música porque nunca se sabe cuándo vas a descubrir algo nuevo.
 
Esta canción es la que me pone las pilas.
 
 
Mi canción favorita (5): "It's my life" de Bon Jovi.
 
 
 
Me he mudado de casa en seis ocasiones (6). He pasado por vivir en un sexto piso, en un bajo, en un tercero, en un quinto, en otro quinto y, por último, donde vivo ahora que también es un quinto piso.
 
Las margaritas son mis flores favoritas (7).
 
Valoro la libertad por encima de todo (8). Me gusta ir a mi aire y me molestan mucho las personas que siempre te están diciendo cómo y cuándo tienes que hacer las cosas. Aunque hay algo sobre lo que soy muy consciente: mi libertad termina donde empieza la libertad de otra persona y soy muy respetuosa. Siempre que alguien me pide un consejo le digo lo mismo: "Haz lo que tú quieras porque si te equivocas será tu propio error y no el error de otro. Nunca permitas que nadie te diga lo que tienes que hacer. Eres libre para tomar tus decisiones".
 
No fumo (9).


Mi bebida favorita es la Coca-Cola (10). Además, soy muy especial y solo me gusta la que está en lata. La de las botellas de plástico no me gusta porque considero que no tiene suficiente sabor. No sé... manías.
 
Me gusta leer (11) y leo mucho, pero si pasan unos días en los que, por unas cosas o por otras, no puedo hacerlo no pasa nada. Leo por placer, por eso nunca me marco retos de lectura (12). Leo lo que me apetece en el momento en que me apetece, sin prisas.
 
Mi libro favorito de la infancia es "20.000 leguas de viaje submarino" de Julio Verne (13). Lo leí durante unas vacaciones de verano y me gustó tanto que se convirtió en tradición: durante varios años siempre leía esa novela durante los días de vacaciones. Todavía conservo el libro aunque con tanto "tute" está en un estado lamentable.
 
No dejo que nadie me diga lo que tengo que leer (14). Desde pequeña he leído todo lo que ha ido cayendo en mis manos y yo misma he seleccionado lo que me gustaba y lo que no. Acepto consejos pero nada más. Me gusta ser totalmente libre para escoger mis lecturas.
 
Mi cuento favorito es "Canción de Navidad" de Charles Dickens (15). Lo he leído en infinidad de ocasiones y siempre encuentro un pequeño matiz o una frase que se me había pasado en lecturas anteriores. Cada navidad lo releo y cada navidad disfruto como si fuera la primera vez. Es un cuento maravilloso que recomiendo a todo el mundo.
 
 
 
Mi actor favorito es Al Pacino (16).
 
He leído "El Principito" de Antoine de Saint-Exupéry en tres idiomas diferentes y en tres épocas distintas de mi vida (17) y cada lectura ha sido como un nuevo descubrimiento. No percibí las mismas cosas cuando era una niña que cuando era adolescente, ni ahora mismo en la que ya soy adulta. Es un libro fantástico cuya lectura recomiendo siempre.
 
Termino todos los libros que empiezo (18), no sé por qué. Cuando un libro no me gusta o se me hace pesado, me marco un ritmo de lectura de un capítulo cada día y lo alterno con la lectura de otro libro que me guste. Nunca se sabe si un libro no nos gusta porque se queda estancado unas páginas y luego mejora considerablemente. A veces, me ha pasado.
 
No hago ningún tipo de lista de libros pendientes de leer (19). Leo según me van viniendo a las manos o rebusco entre los que tengo en mi estantería, en la biblioteca o en la librería a la que suelo ir habitualmente.
 
Además de leer, me gusta mucho el patchwork (20), coser (21), hacer punto de cruz (22) y punto de media (23). También me gusta ver cine (24) y series (25), pero siempre en DVD porque ODIO los anuncios de la tele (26) que siempre te cortan lo mejor para soltarte un cuarto de hora de anuncios absurdos. No veo la tele (27) por ese motivo. 
 
 


Mirad, este es el trabajo de punto de cruz que tengo actualmente entre manos (28). Es un pequeño cuadro de la famosísima muñeca Gorjuss. Cuando lo termine ya os lo enseñaré.

Hay tres escritores a los que me hubiera gustado conocer en persona. Por desgracia es un sueño imposible porque hace tiempo que fallecieron. Son: Benito Pérez Galdós (29), Federico García Lorca (30) y H.P. Lovecraft (31).

El color que más me gusta es el rojo (32).

Mi libro favorito es "Fortunata y Jacinta" de Benito Pérez Galdós (33). Lo he releído en varias ocasiones y no me canso de él porque cada vez descubro pequeños detalles que me pasaron desapercibidos con anterioridad. En estos momentos lo estoy volviendo a leer. ^_^

Mido 1'66 m. (34)

Me encanta leer novela histórica (35) o, directamente, libros de historia.

No tengo ningún libro firmado por el autor. (36)

Soy abstemia total (37). En mi casa no hay ni una sola bebida alcohólica, ni siquiera tengo el típico vino para cocinar.

Odio la impuntualidad (38) y en más de una ocasión, en la que había quedado con amigos, me he hartado de esperar y me he marchado. Les doy un plazo de unos quince minutos más o menos y, si no vienen, ¡adiós, muy buenas! Cuando tengo que estar a una hora determinada en algún sitio me organizo para poder estar puntual y me parece una falta de respeto que los demás no lo hagan. Mi tiempo no vale menos que el de los demás. ¿No os parece?

He vivido cuatro terremotos (39) y tengo un recuerdo muy vívido de esos momentos. Bueno, del primero no porque era una bebé; pero los otros tres es como si hubieran pasado ayer. Vivir una experiencia así no se olvida porque te das cuenta de lo insignificante del ser humano, de la poderosa fuerza de la naturaleza, de la impotencia,... Nunca se olvida el ruido de un terremoto, el rugido sordo de la tierra en movimiento... ¡Uf, qué mal rollo!

Tengo alergia al níquel. (40)

No me gusta hacerme fotos. (41)

Mi época del año favorita es la navidad. (42)

Tengo dos deportes favoritos, aunque no practico ninguno de ellos. Uno es el fútbol (43) y el otro es el motociclismo (44). No me pierdo casi ninguna carrera del Mundial (45) y, en alguna ocasión, he podido asistir en directo.



Mi piloto favorito es Valentino Rossi (46).
 
No me gustan las adaptaciones cinematográficas de las novelas (47) porque considero que no aciertan demasiado. Es imposible mostrar en las dos horas que dura una película todo el contenido de un libro que tardamos varios días en leer. En las películas suprimen personajes, suprimen tramas y, además, es imposible adentrarte en el interior de los personajes y en sus pensamientos. Aunque reconozco que hay películas que están muy bien a pesar de no estar al nivel del libro. Creo que solo hay una excepción: "El Padrino". Esa película sí que mejora la novela de forma extraordinaria, pero ¡claro! la interpretan Marlon Brando y Al Pacino y eso son palabras mayores.

El libro más extraño que he leído es "Commentarii de Bello Gallico" o lo que es lo mismo "La Guerra de las Galias" de Julio César (48). No es un libro extraño en sí porque en él, el emperador Julio César, nos narra cómo se desarrollaron las batallas en las que luchó entre los años 58 al 50 a. C. contra los galos. Lo que resulta extraño es que lo leí... en latín.

Cuando era pequeña me mordía la uñas (49). Mi madre ya no sabía qué hacer conmigo, se cansaba de reñirme o de untármelas con esos líquidos amargos que venden en las farmacias y no había manera. Hasta que un día me entró la tontería de estar guapa y decidí no volver a mordérmelas para que me crecieran y poder pintármelas de brillito transparente. No he vuelto a las andadas y ahora siempre llevo las uñas arregladas. No las dejo crecer mucho porque gran parte de mi trabajo se desarrolla con un ordenador y, si fueran muy largas, me molestarían; pero me gusta cuidarlas y llevarlas pintadas de colores discretos (no siempre ^_^) y elegantes.

 
Mi actriz favorita es Marilyn Monroe. (50)
 
 
Y hasta aquí la entrada de hoy. Espero que os haya gustado y os haya entretenido un ratito. También espero que ahora me conozcáis un poco más.
 
¡Hasta la próxima!